Segovia se sumó hace un año a la novedosa actividad del Banco de Tiempo, un sistema de intercambio de servicios por tiempo, que por aquel entonces, ya estaba  en práctica en otras provincias de Castilla y León. Un proyecto cuya unidad de intercambio no es el dinero habitual sino una medida temporal. El valor está en los minutos y en los conocimientos que las personas prestan, por ejemplo, un intercambio de trabajo por una hora de nuestro tiempo. El Banco del tiempo de Segovia intercambia servicios por servicios o favores por favores.
Los objetivos fundamentales que se buscan con este sistema son la  convivencia, la solidaridad y el altruismo, y su principal ventaja es el fomento de las relaciones sociales y la igualdad entre distintos estratos económicos de la sociedad segoviana. En este sentido, el protagonista de este proyecto no es otro que la propia ciudadanía, ellos son el activo más preciado del que dispone el Banco del Tiempo.

Desde que el pasado 21 de junio de 2011 la Concejalía de Educación y Juventud pusiera en marcha esta iniciativa, la comunidad del Banco del Tiempo ha ido en aumento gracias a la acogida mostrada por los vecinos de Segovia, llegando, en tan sólo seis meses, a los  107  intercambios de experiencias entre sus ya 61 socios.

La plataforma del Banco del Tiempo ofrece unos servicios que, debido a la situación actual por la que está pasando la economía del país, se hacen aún más valiosos, ya que su comunidad no comercializa con dinero, sino que plantea el uso de este tipo de economía social para solucionar diversos problemas presentes en la economía de mercado, a modo de economías complementarias o mercados alternativos. De esta forma, pretende ser un espacio de intercambio de tiempo entre los vecinos de la ciudad. El punto de encuentro y de información está situado en la Casa Joven de Segovia, como Centro Cívico municipal, persigue fomentar la participación social y la interacción entre diferentes colectivos, culturales y generacionales, formando redes de cooperación y ayuda mutua. Otros lugares de encuentro del Banco del Tiempo de Segovia son su página web (www.bdtsegovia.es) y la página de Facebook. Ambos son puntos de información, tanto para los curiosos que desean saber más sobre el funcionamiento de este método de intercambio, como para los asociados, quienes se citan, intercambian información y ofrecen sus servicios.

En algunas ocasiones las personas no están necesitadas de dinero sino de tiempo, es en este momento, cuando los socios del Banco del Tiempo están dispuestas a pedir un préstamo en términos de tiempo. Así, al igual que ocurre en los sistemas financieros tradicionales, existiría un trasvase, en este caso de horas, desde las unidades superavitarias a las deficitarias, a cambio de una cierta rentabilidad, por supuesto, pagada en unidades monetarias o temporales, según el caso.

El proceso de intercambio se lleva a cabo en función de las capacidades y conocimientos que tengan los socios y su predisposición para ponerlas al servicio de los demás. Cuando se ha realizado un intercambio, la persona demandante debe entregar su cheque al usuario que le ha ofrecido su servicio.

Intercambio de ideas
El Banco del Tiempo de Segovia, gracias al trabajo desarrollado desde la Concejalía de Educación Y Juventud, ha celebrado durante sus seis primeros meses de vida, un total de ocho actividades destinadas a la dinamización y a la promoción del intercambio de ideas entre las que se encuentran un mercado de trueque en la Casa Joven, el cual, obtuvo una considerable participación y repercusión en la sociedad segoviana, talleres
de iniciación al color, charlas de software libre… Todas ellas coordinadas siempre por integrantes del banco del tiempo.

También, otro tipo de actividades conocidas como talleres grupales, en este sentido, el miembro ofrece un servicio a varios usuarios y recibe el pago de horas por parte del propio Banco del Tiempo de Segovia, que le pagará las horas de duración de la actividad así como el tiempo invertido en la preparación de la misma. Del mismo modo, las personas que asistan a la actividad grupal pagarán las horas al Banco del Segovia. La última de las acciones realizadas ha sido la grabación de un vídeo promocional, con la ayuda de los propios socios del Banco del Tiempo, cuya intención es moverlo por las diferentes redes sociales, con el propósito de que el Banco del Tiempo segoviano continúe sumando adeptos, que en el caso de Facebook supera los 560.

El conjunto de actividades realizadas durante estos meses concluyó con una comida entre socios, organizada, por supuesto, por los propios integrantes, ya que todos acudieron con algo de comer para compartir con los demás.
El Banco del Tiempo de Segovia está en contacto con otros Bancos del Tiempo de toda España e Italia y pretende seguir creando lazos de unión con la sociedad para potenciar la integración y el intercambio de ideas.