Parece que desde ayer las cosas han cambiado y el Ayuntamiento de Segovia ha decidido dar marcha atrás con el asunto de la canción que reiteradamente insultaba al Rey. Esta mañana, el alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, ha ordenado, a través de un decreto, retirar los discos compactos editado por la Concejalía de Juventud en una de cuyas canciones se incluyen insultos y descalificaciones hacia el Rey. A la vez lo ha remitido a la Fiscalía por si fuera constitutivo de delito.

El disco, que fue editado por la Concejalía de Juventud con motivo de la IV Muestra de Música Joven, había sido distribuido a pesar de incluir una canción con reiteradas injurias al Rey, según advirtió el PP en un comunicado. El decreto del alcalde solita al técnico responsable de Juventud del Ayuntamiento que informe a la cómo se hizo la supervisión del contenido de los cedés editados. Cabe recordar que el concejal ya explicó que todo se ha efectuado conforme a las bases de un concurso y que la gente «puede decir y cantar lo que quiera», cuya responsabilidad, indicó Arranz, es del propio grupo y no del Ayuntamiento.

Por otra parte, tras el decreto del alcalde se ha remitido al Fiscal Jefe de la Audiencia Provincial de Segovia una copia para que analice el contenido de la letra de la canción “por si puede ser constitutiva de un delito de injurias al Rey”, y en la que se reproducen algunas de las frases contenidas y en las que se incluyen calificaciones como ‘hijoputa’.

Por último, el Ayuntamiento pide disculpas a la Casa Real y a los segovianos por lo ocurrido a la vez que recuerda que del contenido “el Ayuntamiento de Segovia no sólo no se hace responsable, sino que está totalmente en desacuerdo con el mismo”, a la vez que también aclara que la polémica ha sido “ajena a la voluntad, no sólo del Ayuntamiento de Segovia, sino del equipo de gobierno del mismo”.

Por su parte, el grupo ha retirado de la página web de YouTube el vídeo en el que cantaban la canción de marras.

 

El PSOE muestra su rechazo a la letra de la canción

El secretario general del PSOE de Castilla y León, Óscar López, ha valorado la rápida reacción del Ayuntamiento de Segovia y de su alcalde, Pedro Arahuetes, a la hora de retirar el cd que el Consistorio editó con motivo de la IV Muestra de Música Joven en el que un grupo incluyó un tema cuya letra era claramente irrespetuosa hacia Su Majestad el Rey. El socialista considera, además, que el Ayuntamiento ha actuado correctamente remitiendo esa canción a la Fiscalía de la Audiencia Provincial de Segovia por si la misma pudiera ser constitutiva de un delito de injurias al Rey.

Óscar López subraya el especial cariño que la ciudad de Segovia y Castilla y León han mostrado siempre con el Rey y la Familia Real por lo que lamenta profundamente los hechos ocurridos. En este sentido, el PSOE de Castilla y León no puede sino mostrar su total rechazo a la letra de la mencionada canción porque, además, no se corresponde en absoluto con los sentimientos de los segovianos, de su Ayuntamiento, de su alcalde y de todos los castellanos y leoneses.

 

El PP pide que se aclare si la canción se ensayó en locales municipales

El Grupo Municipal del Partido Popular insiste en lo que ha sido su postura desde que denunció la actitud del alcalde de Segovia por el PSOE, Pedro Arahuetes, al impulsar desde el Ayuntamiento la grabación y distribución de un CD que contiene una canción con graves insultos al Rey.

«Tampoco podemos decir que represente a la cultura, ni al sentir de la inmensa mayoría de los vecinos de esta ciudad que está desde hace siglos especialmente vinculada a la Corona» añaden los populares. Por esa razón piden que el regidor, Pedro Arahuetes, asuma su responsabilidad por:

•1) Haber dedicado dinero público a la grabación de una canción cuya letra puede ser constitutiva de un delito, además de ofender a la Casa Real y a los propios segovianos.

•2) Permitir que en el propio disco figuren el logotipo del Ayuntamiento de Segovia, el del área de juventud y el de Segovia 2016, junto a la leyenda: «Realizado por el Ayuntamiento de Segovia, Promovido por la Concejalía Educación, Juventud y Deportes, Colabora Segovia 2016.

•3) Prestar su propia imagen, la del Alcalde Segovia, a la presentación del CD en una sala de la propia Casa Consistorial, mostrándose orgulloso de su azaña, además de incluir su foto, la del Alcalde de Segovia, y un saluda con su firma que se incluye en el CD.

•4) Tolerar que el CD sea regalado gratuitamente por el Ayuntamiento de Segovia, en locales municipales, a quienes lo pidan.

•5) No haber detectado nada de esto y emitir un primer comunicado desde el Ayuntamiento en el que no hay ni autocrítica ni se atisba que se fueran a asumir responsabilidades.

Además de todo esto, los populares creen que Pedro Arahuetes debe explicar a los segovianos y a la sociedad española si la canción en cuestión fue ensayada durante semanas en un local municipal que puede depender de un área municipal diferente de la de Educación, Juventud y Deportes. Y también si los creadores e intérpretes de la misma son segovianos y cumplen con los requisitos para acceder a esos locales de ensayo y, si no lo son, por qué el Ayuntamiento gasta dinero de los segovianos en promover conjuntos no segovianos.

«Hablar de fallos en la cadena y tratar de buscar culpabilidades en otros lugares cuando es la foto de uno mismo la que aparece en el CD y ha sido uno mismo quien lo ha presentado en rueda de prensa en la Casa Consistorial de Segovia es una actitud que no es propia del máximo responsable de un Ayuntamiento» afirman los populares.

«Y, desde luego, resulta difícil entender el comportamiento de alguien que con la mano derecha Preside la Fundación Juan de Borbón pero con la izquierda presenta una disco que contiene una canción que insulta a don Juan Carlos de Borbon», añaden.

Por otro lado, el Grupo Municipal del Partido Popular en Segovia considera que los ciudadanos deben saber que la Guardia Civil se personó a primera hora de ayer en la sede del PP para solicitar una copia del CD en cuestión, antes de tener conocimiento de ninguna actuación del Ayuntamiento y cuando aún era válida la primera reacción de Pedro Arahuetes: «nosotros no somos responsables, esto entra dentro de la libertad de expresión». Una reacción en la que olvida, según los populares, que entre fomentar la libertad de expresión y promover insultos al Rey con dinero público existe una enorme diferencia.