La organización profesional agraria Asaja ha advertido de la desaparición de la actividad del Consorcio Agropecuario Provincial de Segovia, una institución constituida en el año 1964 por la Diputación provincial y la Obra Social y Cultural de Caja Segovia con el objetivo principal de apoyo al fomento del sector primario.

Según indicaron en un comunicado de prensa, esta entidad ha conseguido salvar su presupuesto para el año 2011 y su actividad se mantendrá con toda normalidad durante este ejercicio. Sin embargo, “ya se han lanzado diversas advertencias sobre su continuidad para el año 2012”, señalan desde Asaja.

La situación actual de las cajas de ahorros, la incorporación de Caja Segovia al proyecto Bankia, y la “falta de definición sobre la continuidad de la Obra Social y Cultural constituyen una evidente amenaza para el mantenimiento de su labor en los próximos años”, agregan.

La organización agraria recordó la valiosa actividad desarrollada por este órgano para la provincia de Segovia, “centrándose en tareas técnicas y de estudio, elaboración de informes y perspectivas de futuro, que cuenta con el apoyo de la Junta de Castilla y León”. Y reseñó que en estos momentos su actividad se centra en los análisis de laboratorio que precise el sector, cuenta con un servicio de recogida de muestras de suelos, aguas de riego, aguas potables, aguas residuales, plantas, fertilizantes orgánicos y producto terminado (frutas y hortalizas) para su posterior análisis.

Este laboratorio es el primero acreditado en Castilla y León para la realización de análisis de residuos de plaguicidas en hortalizas, lo que garantiza su competencia técnica y su reconocimiento nacional e internacional. Además, cuenta con un importante servicio medioambiental, que entre otros temas ha realizado un nuevo estudio añadido al Plan Provincial de Purines, que desarrolló con la Diputación en el 2006, con el objetivo de disminuir los riesgos de contaminación por nitratos derivados de la actividad agrícola-ganadera mediante una gestión medioambientalmente correcta y sostenible de purines.

“Está muy claro que Segovia no puede perder una entidad como ésta que viene desarrollando su labor pegada a las necesidades técnicas de los agricultores y ganaderos de la provincia desde hace 47 años”, según Asaja, que insta a los próximos responsables agrarios de la Diputación de Segovia y de la Junta de Castilla y León a subrayar la situación del Consorcio e “iniciar desde el primer momento los contactos precisos para que no desaparezca”. “Si en la entidad bancaria echan cuentas llegarán a la conclusión de que se obtienen importantes rendimientos mientras que el esfuerzo económico que supone no es tan importante”, concluye el comunicado.