El alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, reclamó hoy “unidad” al PSOE para que se resuelva lo más rápidamente posible los problemas surgidos tras la crisis de Ponferrada donde los socialistas presentaron una moción de censura al alcalde del PP apoyándose en el voto de un condenado por acoso a la entonces concejal Nevenka Fernández.

Durante la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno Local, Arahuetes deseó “todo lo mejor” al Secretario de Organización del PSOE, Óscar López, al que “quiero mucho” y esperó que se resuelvan lo antes posibles todos los problemas con un “feliz final” a la situación creada en el ayuntamiento de la localidad.