El alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, solicitó hoy al consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, que destine parte de los 8,6 millones de euros que invertirá en la provincia de Segovia para los años 2014-2015 para conservación de carreteras, en ceder las travesías del Gobierno regional al Consistorio o en en su defecto a arreglarlas.

Durante la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno Local, Arahuetes señaló las declaraciones realizadas el pasado martes por el consejero durante la apertura del vial SG-V-6126 en Palazuelos de Eresma (Segovia) en las que anunció que el montante total del Gobierno para el mantenimiento y conservación de vías será de 60 millones de euros.

«Ya no hay excusas», subrayó el alcalde de la capital segoviana, quien ha venido reclamando en numerosas ocasiones la cesión de vías como la Avenida de la Constitución en visible deterioro. El pasado mes de abril, incluso el regidor municipal aseguró que sus planes para la polémica travesía adoquinada en cuyo subsuelo transcurre el río Clamores pasan por un bulevar al estilo de la Avenida Conde Sepúlveda, asfaltada, con varios carriles de circulación y con una «importante» actuación de obras de saneamiento y soterramiento de vías de comunicación.

Además, el alcalde de Segovia reprochó al consejero de Fomento y Medio Ambiente que hayan pasado seis años desde que solicitara una reunión que no se ha celebrado por el momento y que no se haya acercado a saludarle en sus visitas a la provincia. En el mismo sentido recordó que tampoco el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera haya respondido a la misma petición que pudo hacerle hace dos años y repetido la última vez en el mes de marzo durante al visita del Príncipe de Asturias a los simulacros que la Unidad de Emergencias (UME) llevó a cabo en Segovia.