Tras el voto negativo vertido en el pasado Pleno Ordinario, por parte del Partido Popular, de ampliar el capital de la empresa municipal de Suelo y Vivienda Evisego de 276.469 euros, el alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, ha manifestado su descontento por estas acciones. El PP argumentó su postura basándose en que la empresa había registrado unas pérdidas de 953.000 euros, mientras que el primer edil afirma que una «empresa municipal nunca puede dar beneficios. Las empresas municipales son instrumentos al servicio de los ciudadanos, no tienen como objetivo ganar dinero, deben prestar servicios».

Los populares señalaron en un comunicado que en la primera reunión del Consejo de Administración de Evisego se solicitó un Plan de Viabilidad que no ha sido realizado y con el que, manifiestan, pretendían evitar pérdidas económicas ‘innecesarias’, ya que ‘han perdido todos los segovianos, porque no hay que olvidar que el único accionista de Evisiego es el Ayuntamiento de Segovia, al que contribuimos todos».

Arahuetes destacó todas las funciones de las que se encarga la empresa de Suelo y Vivienda. «Gestiona las viviendas del edificio de los bomberos, que son viviendas libres con un precio de alquiler similar a las viviendas de protección oficial, que tienen como objetivo que los jóvenes puedan adquirir una vivienda en régimen de alquiler». Asimismo, añadió que la empresa se hace cargo de la gestión de todo el patrimonio mobiliario del Ayuntamiento de Segovia, y de desarrollar el plan especial de la ciudad histórica». El alcalde de Segovia también quiso dar su parecer sobre este asunto, añadiendo que «un consejero de una sociedad mercantil nunca puede proponer disolver dicha sociedad en una primera reunión, de hecho, vamos a pedir la dimisión de los consejeros que quieren disolver Evisiego», sentenció.

Asimismo, quiso «diferenciar» el beneficio que busca el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Segovia, y el PSOE en general, y el que intenta conseguir el Partido Popular. En este sentido, argumentó que «el Partido Popular solo busca el beneficio económico, mientras que el Partido Socialista se interesa por la rentabilidad social. Si desaparece Evisego por el hecho de tener pérdidas, también desaparecería el Ayuntamiento de Segovia, el Patronato de Turismo o cualquier empresa pública, ya que todas acarrean pérdidas. La única que da beneficios es la concejalía de Economía y Hacienda», finalizó.

Finalmente, Pedro Arahuetes quiso destacar que todas sus gestiones se hacen con total «transparencia y claridad, ya que en todos los plenos presentamos todas las cuentas y todos presupuestos, algo que no hacen el resto de Ayuntamientos», finalizó.