La cuarta temporada consecutiva de regulación micológica en Segovia se inicia con la inclusión de unas 7.000 hectáreas de montes, propiedad de la Junta de Castilla y León, al catálogo en regulación, que sumadas a las ya existentes hacen un total de 45.678 hectáreas reguladas en la provincia.

Una temporada que se ha iniciado esta semana con dos reuniones de trabajo de la Comisión de seguimiento del Proyecto Myas con los propietarios de Montes de Utilidad Pública de las zonas reguladas. El primero de esos encuentros, que se realizó en el edificio Vicam, estuvo protagonizado por los ayuntamientos integrantes de la unidad de gestión de Sierra de Guadarrama, mientras que la segunda reunión fue en el Centro Cultural de Riaza con los propietarios integrantes de la unidad de gestión Sierra de Ayllón.

En estas reuniones, según informaron fuentes de la Diputación de Segovia, se aprobó la informatización de la expedición de permisos en los ayuntamientos involucrados, así como desde las oficinas electrónicas que la propia institución provincial tiene distribuidas por la provincia y en su sede central de la calle San Agustín.

Además, las tarifas para la presente temporada, que no han sufrido variación con respecto a campañas pasadas, son tres euros para los permisos locales y 15 euros para los foráneos de fines de semana, en modalidad recreativa.

El programa Myas RC, que está impulsado por la Junta de Castilla y León y las diputaciones provinciales, promueve el aprovechamiento micológico de los hongos comestibles como fuente de desarrollo rural en las provincias participantes, y consolidar a la región como referente internacional en materia de gestión sostenible del recurso micológico, en su comercialización y en micoturismo. En este proyecto también están involucradas las diputaciones de Ávila, Salamanca, Zamora, Valladolid, Burgos y Soria.