Los municipios de Castilla y León de entre 2.001 y 5.000 habitantes registraron las mayores cifras de crecimiento poblacional de la Comunidad en un año, según los datos del Padrón a 1 de enero de 2009, que reflejan un censo para estas localidades de 232.450 personas, 5.140 más que en 2008, con un aumento del 2,26 por ciento. Estos datos suponen que estos municipios absorbieron el 83 por ciento del crecimiento poblacional de la Comunidad en el periodo de estudio, que se situó en 6.191 personas, con una variación porcentual del 0,24 por ciento, hasta los 2.563.521 habitantes.

Las cifras que maneja el Instituto Nacional de Estadística (INE), también reflejan un crecimiento del 1,83 por ciento de la población de los municipios de entre 5.001 y 10.000 habitantes, hasta los 214.481 ciudadanos. La evolución de la población también fue positiva en los pueblos con entre 10.001 y 20.000 habitantes, con una subida del 1,5 por ciento, con 135.431 personas, 1.995 más que un año antes.

El número de habitantes creció un 1,31 por ciento en los pueblos de menos de 101 habitantes, y un 1 por ciento en los de entre 20.001 y 50.000, hasta los 33.559 y 185.928 personas, respectivamente. Los resultados también fueron al alza en las ciudades de entre 50.001 y 100.000 habitantes, donde residían a 1 de enero de este año 331.195 personas.

Por el contrario, los pueblos de entre 1.001 y 2.000 habitantes perdieron 4.530 personas, con una merma porcentual del 2,43 por ciento, y los de entre 101 y 500 redujeron su población en 2.967 personas, un 1,08 por ciento menos. Menos acusadas fueron las caídas registradas en las localidades con entre 100.001 y 500.000 habitantes (un 0,06 por ciento menos, hasta las 786.754 personas), y entre 501 y 1.000 habitantes (un 0,04 por ciento, hasta los 190.973).

 

Número de municipios

Castilla y León contaba a fecha 1 de enero de 2009 con un total de 2.248 municipios, los mismos que un año antes, que representan el 27,7 por ciento del total nacional, 8.112, uno más que en 2008. El informe del INE indica que la Comunidad contaba mayoritariamente con pueblos de entre 101 y 500 habitantes, 1.154, frente a los 1.162 contabilizados en 2008. Los municipios de menos de 101 personas se elevaron de 539 de 2008 a los 551 de 2009, 12 más.

Asimismo, la Comunidad sostenía a 277 localidades de 501 a 1.000 habitantes, una menos que un año antes, y a 133 de entre 1.001 y 2.000, cuatro menos que en 2008. Por lo que respecto a los pueblos de entre 2.001 y 3.000 ciudadanos, Castilla y León registró 41, los mismos que en 2008, y de entre 3.001 y 5.000 habitantes, 35, uno más que un año antes.

La Comunidad contabilizó 32 localidades de entre 5.001 y 10.000 habitantes, diez de entre 10.001 y 20.000, dos de entre 20.001 y 30.000 y cuatro de entre 30.001 y 50.000, las mismas en cada caso que en el ejercicio anterior. Por último, Castilla y León contaba con cinco municipios con entre 50.001 y 100.000 habitantes, y con cuatro de más de 100.001, los mismos que en 2008.

Por provincias, Burgos encabezó el ranking regional por número de municipios a 1 de enero de 2009, con 371, seguida por Salamanca, 362, Ávila y Zamora, con 248, en ambos casos, Valladolid, 225, León, 211, Segovia, 209, Palencia, 191, y Soria, 183. El mayor número de municipios de Soria fue el de menos de 101 habitantes, con 106, mientras que en el resto correspondió a los de entre 101 y 500, con 239 para Salamanca, 168 para Burgos (provincia que también cuenta con 140 de menos de 101), 168 para Zamora, 136 para Ávila, 117 para Valladolid, 100 para Segovia, 93 para Palencia y 78 para León. Por el contrario, Zamora sólo contaba con tres localidades de más de 3.001 habitantes, Soria y Palencia, con seis, Burgos, con siete, Ávila y Segovia, con ocho, Salamanca, con 12, Valladolid, con 20 y León, con 22.

 

Capitales de provincia

En Castilla y León cinco de las nueve capitales de provincia vieron reducida su población en el periodo de análisis. Así, León sufrió la mayor caída, con un 0,6 por ciento menos hasta un total de 134.305; la sigue Zamora, con una caída del 0,57 por ciento hasta los 66.393 habitantes; Segovia, con un 0,35 por ciento menos (56.660 personas); Valladolid, con un 0,19 por ciento menos (317.864 personas); y Salamanca (0,08 por ciento menos, hasta los 155.619 habitantes).

Por el contrario, ganaron población Ávila, con un 1,27 por ciento más (para una cifra total de 56.855); Soria, con un 1,15 por ciento más (hasta 39.528 habitantes); Burgos, con un 0,61 por ciento más que en 2008, hasta los 178.966; y Palencia, con un 0,03 por ciento más de habitantes que en el ejercicio previo, y 82.651 personas censadas.