Tras la denuncia interpuesta por el Ayuntamiento de Segovia, en la que demandaban una sanción hacia Jesús Postigo por no haberse presentado a una junta general de Evisego, empresa municipal del suelo y la vivienda de Segovia, ahora el juzgado ha dictado como no sancionable que el líder popular de la capital deba ser sancionado. El juzgado ha hecho pública la sentencia al recurso intencioso administrativo que presento Postigo, anotando que no puede amparar la sanción interpuesta por el Ayuntamiento, cuando Evisego no es un órgano del consistorio.

Al final de este nuevo desencuentro entre los dos políticos, Arahuetes y Postigo, se suma el hecho de que será el Ayuntamiento el que tenga que correr con las costas del proceso. Jesús Postigo pedía que esos gastos los sufragara el Partido Socialista al considerar que la polémica, y posterior denuncia, han sido «un tema partidista que no tienen por qué pagar los segovianos, es decir, el Ayuntamiento».

Jesús Postigo sólo se pregunta ahora si, después de esta sentencia, el alcalde reconocerá que estaba equivocado.