La formación política juvenil Nuevas Generaciones del PP ha utilizado una novedosa fórmula en la campaña electoral para denunciar el “afán recaudatorio” del alcalde de Segovia, el socialista Pedro Arahuetes, al que atribuyen haber incrementado un 234 por ciento las multas y otras sanciones. Con la colocación de pequeños panfletos en los parabrisas de los automóviles, con el formato de una denuncia de la ORA, la formación ha provocado más de un susto entre los conductores segovianos al pensar que había sido sancionado.

Desde la rama juvenil del PP se ha tomado esta iniciativa como fórmula para reclamar el voto de forma indirecta, ya que aseguran que se trata de denuncias “anulables” con el voto el próximo 22 de mayo. En este simulado boletín de denuncia informan de que durante el periodo de Pedro Arahuetes como alcalde los impuestos municipales «han subido cuatro veces más que el coste de la vida». Y añaden que la subida del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) será del 7,4 por ciento en 2011 y del 67 por ciento hasta el año 2019 si gobierna el PSOE.

La falsa denuncia está encabezada por un membrete en el que aparece un guante de boxeo sujetando la rosa socialista, y en el tramo final figura el símbolo de Nuevas Generaciones del PP de Segovia.

 

Clemente y Postigo, junto a las Nuevas Generaciones

El Partido Popular de Segovia y Nuevas Generaciones de Castilla y León y de Segovia celebraró la noche del viernes un Acto Electoral Joven, con la presencia de unas 200 personas, como señalan los populares, en la Plaza de los Deportes en La Albuera. En el acto participaron la número uno del PP de Segovia a las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente y el candidato a la Alcaldía de Segovia, Jesús Postigo, acompañado por los miembros de sus respectivas candidaturas. El presidente de NNGG de Segovia, Pablo Pérez y el secretario autonómico de dicha formación juvenil, Daniel Sobrados, también participaron en el encuentro.