La Consejería de la Presidencia tiene previsto enviar a las Cortes de Castilla y León antes de que finalice el actual periodo de sesiones un proyecto de Ley de Transparencia de la Comunidad que conceda rango legal a las obligaciones del Gobierno autonómico respecto a la información suministrada a los ciudadanos, e incentive su participación en la vida pública, según informó a la Ical el consejero de ramo, José Antonio de Santiago-Juárez. Asimismo, en el mes de marzo, está previsto que el Consejo de Gobierno dé el visto bueno al proyecto de Ley de Ciudadanía de los castellanos y leoneses en el exterior, es decir, la norma de apoyo a los emigrantes de la Comunidad.

Ambos proyectos completan una agenda legislativa de la Consejería de la Presidencia para este primer semestre en la que figura también la entrada en las Cortes del proyecto de Ley de Integración de inmigrantes, aprobado el pasado 20 de diciembre; el proyecto de Ley de Ordenación, servicios y gobierno del territorio, que está previsto enviar al Legislativo en el mes de febrero, y el de instituciones propias de la Comunidad. Para éste, la Junta pedirá su tramitación por el procedimiento de urgencia con el fin de que en la primavera pudieran ser operativas las reformas que incluye y poder funcionar con las nuevas normas de funcionamiento.

En cumplimiento del compromiso del presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, en el último debate de política general, el departamento de De Santiago-Juárez pretende llevar a las Cortes antes de finalizar este periodo de sesiones una ley de transparencia que culmine el proceso de gobierno abierto que ha desarrollado desde el pasado mes de marzo y que, según destacó a Ical, ha situado a Castilla y León como referencia para otras comunidades en este aspecto. Para ello, en abril, organizarán un foro con representantes de la sociedad civil, comunidades autónomas y otras administraciones para presentarlos los ejes básicos de la iniciativa, que acompasarán con la que desarrolla en estos momentos el Gobierno central.

El titular de la Presidencia puso de relieve que esta iniciativa persigue “profundizar” en los instrumentos de transparencia e información al ciudadano que ya se han puesto en marcha y elevar a rango de ley los derechos que la sociedad tendrá respecto a lo que hacen y cómo gestiona la Junta de Castilla y León. “En pleno siglo XXI tenemos que cambiar la relación de las administraciones con los ciudadanos y favorecer su cooperación y colaboración en la vida pública y eso pasa, necesariamente, porque tengan más información: si no tienen toda la información no se les puede reclamar participación”, señaló De Santiago-Juárez.

 

Ordenación del territorio

El otro gran proyecto que marcará buena parte del año 2013 será el de Ordenación, servicios y gobierno del territorio. El consejero ha convocado para el próximo viernes, 18 de enero, al Consejo de Cooperación Local para informarle sobre el anteproyecto y que efectúe las alegaciones preceptivas. Para esa misma fecha, deben estar presentadas también las apreciaciones que salgan de la mesa de negociación compuesta por grupos políticos, sindicatos, patronales, organizaciones agrarias y la Federación de Municipios y Provincias, que se incorporarán en los días sucesivos, con el objetivo de que en el mes de febrero el proyecto llegue a las Cortes.

El consejero de la Presidencia instó al PSOE a mantener el espíritu de consenso durante todo el proceso de tramitación y desarrollo de la norma. “Es primordial este consenso porque se trata de un proyecto de Comunidad, que debe perdurar en el tiempo y servir para las sucesivas administraciones independientemente de quienes gobiernen porque no podemos cambiar la ordenación de nuestro territorio cada cuatro años”, remarcó el titular de la Presidencia, quien se mostró confiado en lograr el acuerdo.

Según señaló, su departamento redoblará los esfuerzos de diálogo con los socialistas no sólo durante la tramitación parlamentaria, sino también en los desarrollos que contempla la norma y se mostró dispuesto a dialogar sobre el mapa de servicios y ordenación que tendrá que diseñarse para su implantación. “Habrá un periodo de exposición pública en el que todo el mundo pueda dar su opinión”, explicó, para resaltar que “el único objetivo que tiene esta norma es hacer más fácil y sencilla la vida de los ciudadanos”.

 

Relaciones con otras comunidades

Este impulso legislativo será la principal línea de actuación de un departamento que pretende también en estos meses cerrar el mapa de acuerdos con las comunidades autónomas vecinas. Por ello, el consejero volverá a establecer un contacto con su homólogo cántabro para intentar cerrar un encuentro y avanzar en la firma de un protocolo de colaboración entre ambas comunidades. “En este punto, aunque la Junta tenga mucha voluntad tiene que haberla por la otra parte”, señaló el consejero, quien justificó este retraso en que, “con la crisis económica, las prioridades de algunas comunidades están más centradas en lo económico y lo financiero”.

 

Portugal

La crisis también está presente en el trabajo de Castilla y León con las regiones centro y norte de Portugal. La intención de la Junta es impulsar los trabajos, aunque el consejero reconoce que los problemas económicos de Portugal y su propia estructura administrativa hacen que la cooperación con otras comunidades no sea una prioridad. Aún así, el consejero mantendrá en el primer trimestre del año un encuentro con su homólogo gallego para buscar fórmulas de reforzamiento de la macrorregión creada con la zona norte de Portugal, un proyecto en el que los grupos de trabajo creados han mantenido su actividad.

En el caso de la cooperación con la región centro, el año pasado, Castilla y León se encontró con el obstáculo de la carencia de interlocutores por el cambio de Gobierno, una situación que ha cambiado recientemente ya que la parte lusa ha nombrado sus representantes, por lo que se espera retomar el trabajo en estos meses.

 

Comisión Mixta Gobierno-Comunidad

En la agenda de la Consejería de la Presidencia figura también para las próximas semanas la reactivación de la Comisión Mixta Gobierno-Comunidad Autónoma, una vez que el Ejecutivo central ha designado ya a sus representantes. En este sentido, la directora general de Relaciones Institucionales, María de Diego, se puso el pasado jueves en contacto con los representantes del Ejecutivo central para establecer una relación de asuntos que se abordarán en los próximos contactos.

José Antonio de Santiago-Juárez avanzó a Ical que pretenden volver a poner encima de la mesa la cuestión de la cuenca del Duero. “Trataremos de explorar fórmulas para tener un mayor peso en los órganos de gestión de la cuenca del Duero, una vez que el Constitucional dio por cerrada la vía de la asunción de competencias”.

 

Agenda de la población

Otra de las prioridades del primer semestre de este departamento será la revisión de la Agenda de la Población. En el mes de febrero, el consejero tiene previsto convocar al consejo para analizar las medidas adoptadas e incluir algunas nuevas, entre las que citó los planes de empleo joven y empleo rural, recientemente aprobados. Una vez más, el titular de la Presidencia hizo un llamamiento al PSOE para sumarse a esta reunión para “trabajar juntos” en la lucha contra la despoblación que, insistió, pasa por una dedicación preferente a los jóvenes, las familias y los inmigrantes.

 

Políticas europeas

En cuanto a las políticas europeas, De Santiago-Juárez destacó que, una vez completado el traslado de la delegación de Castilla y León en Bruselas a la Embajada Española, la prioridad será impulsar los trabajos del intergrupo del automóvil del Comité de las Regiones de Europa, que preside Juan Vicente Herrera, para reforzar “una industria que en Castilla y León es fundamental para el empleo, como es la automoción”.