La directora general de la Guardia Civil, María Gámez, afirmó que se ha puesto en marcha un programa y un plan de acción para el desafío del reto demográfico en la Comunidad.

Con el objetivo de legar a la ciudadanía de la manera «más cálida», ya que en muchas ocasiones son la única fuerza existente en los pequeños municipios. Por ello, no se plantea la posibilidad de cerrar cuarteles, al contrario, se incorporará más personal.

Además de el esfuerzo realizado por la Guardia Civil para una mayor coordinación con las policías locales e intentarán acercarse a la población a través de oficinas móviles, sin necesidad de la existencia de un cuartel en la zona.

Por último, la directora señaló que se incentivará a los agentes que trabajan en la España del reto demográfico a tener una mayor valoración de su carrera profesional según el tiempo que permanezcan destinados en puntos de esta tipología.