La legislación regional establece que los establecimientos hosteleros y comerciales deben lucir tanto en las puertas de acceso como en los mostradores de pago, carteles en los que figure expresamente la prohibición de venta de alcohol a menores de 18 años, así como una breve reseña de los problemas que esta sustancia puede ocasionar en los más jóvenes.

El Ayuntamiento de Segovia, por su parte, vigila que esos indicativos estén colocados en los lugares exigidos por la Ley. De hecho, desde la Concejalía de Servicios Sociales se han llevado a cabo, en coordinación con otras entidades e instituciones, las acciones oportunas encaminadas para el cumplimiento de esta normativa.

Hasta el momento han sido muchos los establecimientos que han mostrado su interés por cumplir con la legislación de manera inmediata y muchos los profesionales que se han acercado a la Asociación de Industriales Hosteleros, a la Asociación de Comerciantes, a las dependencias de la Junta de Castilla y León y al propio Ayuntamiento a solicitar los indicativos.

Esos carteles también se pueden descargar de la página web de la Junta de Castilla y León, sección salud-drogodependencias www.jcyl.es, o bien desde el enlace instalado en la web municipal www.segovia.es.

Recordar la obligatoriedad de colocar los carteles indicativos y velar porque se cumpla con la Legislación forma parte de las diferentes acciones informativas que desde hace meses lleva a cabo la Concejalía de Servicios Sociales, Sanidad y Consumo del Ayuntamiento para reducir el consumo de alcohol entre los menores segovianos. Entre esas actuaciones figura el convenio firmado por hosteleros (AIHS), comerciantes (ACS), Federación de Empresarios (FES), la Asociación de Alcohólicos Rehabilitados y Ayuntamiento para reducir el consumo de alcohol entre los más jóvenes y sensibilizar a la sociedad de los efectos devastadores que tiene para su desarrollo personal, académico y social.

Sin duda, el comportamiento responsable y cumplidor de la normativa por parte de los establecimientos y comerciantes es fundamental para dificultar el acceso de los jóvenes a las bebidas alcohólicas y su consumo así como para disminuir el uso generalizado y abuso en el conjunto de la población.