Perfectamente podrían haber sido Messi, Cristiano, Forlán, Kaká, el propio Pep Guardiola o Jorge Valdano. Una gran avalancha de chavales de la Asociación Provincial de Padres y Protectores de Deficientes Físicos, Intelectuales y Mentales (APADEFIM) han recibido esta mañana a Fernando Correa, Javier del Sol y Paco Maroto por la puerta grande de su centro. Y es que lo prometido es deuda. Antes de Navidad, ya la Junta Gestora de la Gimnástica Segoviana C.F. prometió a estos jóvenes una equipación del primer equipo de La Sego. El sueño de estos chicos se hizo realidad: once camisetas azulgranas más una negra de portero. 

‘Yo quiero la número 1’, ‘vale pues a mí me da igual’, ‘yo con la foto me conformo’, ‘eh, que yo quiero otra’. Tranquilos, hay para todos. Lo importante es que el espíritu de equipo se transmita de un club a una asociación que por méritos y esfuerzos ha sido reconocida por la equipación segoviana, «nos sentimos orgullosos de vosotros y de cómo lucháis cada día por el deporte que sabemos es muy importante para todos vosotros, por eso nosotros os animamos a que no dejéis de asistir al estadio de La Albuera», afirmó el presidente de la Junta Gestora, Fernando Correa.

Como muestra de agradecimiento, Javier del Sol también quiso señalar que a parte de esta equipación, «la Junta Directiva quiere que a través del responsable de actividades deportivas, se forme una lista con todos aquellos interesados en formar parte de este equipo como socios».

Y es que, algo muy pequeño, un simple detalle, una caricia, una muestra de cariño, hace muy fuertes a estos chicos, por eso «es un placer y ojalá todos los aficionados fueran como vosotros», ultimó Paco Maroto.

No conocemos aún el resultado de este domingo contra el Venta de Baños pero sí estamos seguros que afición por parte de APADEFIM no faltará.