La Junta prevé poner en marcha un programa de bonos de conectividad de banda ancha para familias y colectivos vulnerables, y una convocatoria de ayudas a la adecuación de infraestructuras de telecomunicaciones en edificios. Asimismo, reforzará la cobertura de Internet en centros públicos asistenciales o sociales y sacará una línea de subvenciones para dotar de conectividad a polígonos industriales y centros logísticos. Lo hará con los 22,1 millones de euros que recibirá de los 360 previstos por el Gobierno, dentro de los fondos de recuperación de la UE, para el al Componente 15 (Conectividad digital).

Asimismo, prevé la formación digital de más de 35.000 ciudadanos antes de que finalice 2025, para lo que impartirá programas formativos en competencias digitales dirigidos a la ciudadanía, que tendrán como destinatarios prioritarios las personas mayores, mujeres, niños, jóvenes y colectivos en riesgo de exclusión social. Esta actuación se acometerá con los 7,4 millones que obtendrá de los 140 para componente 19 (Plan Nacional de Competencias Digitales).

Así, en total, Castilla y León recibirá 29,5 millones para ejecutar actuaciones de los Componentes 15 y 19 del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, según el reparto acordado en la Conferencia Sectorial para la Transformación Digital, convocada por el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación digital, que contó con la participación de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León.

Tipos de proyectos

Los criterios de reparto de los fondos entre las diferentes comunidades autónomas se han establecido en función del tipo de proyecto. Así, en el programa de bonos de conectividad para colectivos vulnerables o en el de formación en competencias digitales se han tenido en cuenta los datos suministrados por el Instituto Nacional de Estadística sobre el porcentaje de población en riesgo de pobreza o sobre el grado de habilidades digitales de la ciudadanía.

En la distribución de los fondos para dotar de cobertura polígonos industriales se ha tenido en cuenta la superficie territorial de cada comunidad y el número de empresas establecidas. Para las actuaciones de refuerzo de conectividad en centros públicos se ha tomado como criterio el dato de población. Y respecto a los fondos del programa de ayudas para dotar de infraestructuras de telecomunicaciones a los edificios se ha evaluado el número de edificios que en cada Comunidad carecen de este tipo de infraestructuras.