En los últimos días han sido distribuidos 200 toneladas de sal, entre la esparcida por la ciudad, y la entregada a ciudadanos, asociaciones y administraciones. Los vecinos se han puesto manos a la obra y son muchos particulares, los que han hecho uso de sus herramientas propias, e incluso maquinaria particular, para despejar sus calles, barrios y aceras. Las críticas por la actuación de las administraciones, Ayuntamiento y Diputación, han inundado las redes, y los vecinos compartían el estado de las zonas, o situaciones complicadas, a través de sus redes, entre otras la entrega o ausencia de sal, que durante unas horas, según confirman algunos ciudadanos a esta Redacción, no pudo producirse debido a que se agotaron las existencias destinadas para particulares y, por prudencia, se mantuvo intacto un palé reservado para emergencias, para el complejo hospitalario y para instalaciones con afluencia obligatoria de ciudadanos.

Aunque algunos ciudadanos nos informaron de esta situación, desde el Gabinete de Alcaldía se ha desmentido esta circunstancia, asegurando que, durante todos estos días, no ha habido incidencias y el reparto se ha producido “con normalidad”. La realidad es que a fecha de hoy, sí que hay existencias y siguen siendo muchos los ciudadanos que acuden a recoger sal, en las dependencias municipales ubicadas en la calle Guadarrma, 64 (vial Interpolígonos). El teléfono de información es el 921412700