Con los nuevos trenes de alta velocidad adjudicados esta semana, España tendrá la flota de trenes de alta velocidad más moderna de Europa, con trenes de última generación, dotados todos ellos de la más moderna tecnología (incluido WiFi), de gran capacidad, versátiles, accesibles y fiables.

La propuesta de Talgo se concretará en un tren de gran capacidad, con un total de 521 asientos, de los cuales 416 se dispondrán en los coches de la clase Turista y 105 en la clase Preferente. Estos asientos se distribuirán en filas de 2+2 en Preferente y 3+2 en Turista, correspondiente a la clase Turista. Todos los asientos serán orientables en sentido de la marcha.

El tren dispondrá de pantallas LED accesibles, con las que poder entrar, además, en la nueva aplicación Play Renfe y disponer de una completa oferta de ocio y servicios de Renfe.

Los asientos estarán dispuestos sobre carriles interiores, lo que aporta una gran versatilidad en la configuración de la oferta por clases. Además, el futuro tren podrá tener la posibilidad de segmentar por ambientes, mediante paneles, dentro de un mismo coche, como por ejemplo un vagón destinado a público infantil para su entretenimiento en los viajes.

Ademáś, los trenes contarán con un espacio para equipajes de hasta 206 litros por plaza, con la posibilidad de colocar maletas debajo de los asientos.

Desde el punto de vista tecnológico, los trenes contarán con todos los sistemas de señalización y seguridad más avanzados (ERTMS, Asfa Digital, STM LZB, STM TVM y KVB) y podrán alcanzar los 330 kilómetros por hora. Patentes Talgo ofrece un plazo de garantía de 5 años y una alta disponibilidad de la flota, aseguran.

El mantenimiento de estos futuros trenes de alta velocidad se realizará a través de una sociedad mixta con Renfe, lo que permite garantizar a la compañía la conservación del know how de este proceso y carga de trabajo para los talleres propios de la sociedad Renfe Integria Fabricación y Mantenimiento S.A., empresa 100% del Grupo Renfe.

La oferta adjudicada a Talgo se concreta en la fabricación de 15 trenes AVE y su mantenimiento durante 30 años por un total de 786,5 millones de euros. La resolución del concurso contempla, además, la opción de la fabricación de otros 15 trenes AVE adicionales y la prolongación del período de mantenimiento durante otros 10 años más. Los primeros trenes estarán homologados dentro de entre 38 y 42 meses.

La oferta técnica (con 29,62 puntos) y económica (con 65 puntos) de Talgo han conseguido un total de 94,62 puntos, lo que ha situado al conjunto de la oferta como la mejor valorada, tanto desde el punto de vista técnico como del económico.