La Fundación de la Lengua Española recibirá 87.407 euros para el mantenimiento de sus centros de integración de inmigrantes en el mundo rural y para continuar con sus proyectos. En sus centros se realizan programas de orientación socio-laboral, de apoyo escolar y extraescolar y clases de español para niños y adultos o cursos de informática, entre otras actividades. Además, este año incluirán un programa de mediación de conflictos interculturales y otro de utilización de las nuevas tecnologías para el fomento de la integración. También difundirá sus actuaciones en Internet a través del “Portal de los centros de integración“.

En 2011, la Fundación de la Lengua Española tiene previsto realizar su proyecto en los centros de El Burgo de Osma (Soria), Santa Marta de Tormes (Salamanca), Benavente (Zamora), Briviesca (Burgos), Cuéllar (Segovia), Íscar (Valladolid), Arévalo (Ávila) y Aguilar de Campoo (Palencia).

En el caso de la subvención para el Consejo de Abogados de Castilla y León, de 30.000 euros, está dirigida a facilitar asesoramiento jurídico a inmigrantes en las oficinas de los distintos Colegios Profesionales de Abogados de la Comunidad Autónoma. Este programa está especialmente dirigido a extranjeros inmigrantes no comunitarios y a los inmigrantes procedentes de Rumanía y Bulgaria, países incorporados recientemente a la Unión Europea.

Gracias a este programa, los inmigrantes pueden recibir información y asesoramiento profesional sobre trámites, plazos y recursos legales en multitud de cuestiones civiles, sociales y económicas, con lo que se pretende facilitar su integración en la sociedad. Para prestar un servicio más eficaz se asesorará de forma personalizada a cada inmigrante.

En cuanto a la Federación de Asociaciones de Inmigrantes de Castilla y León (Fradicyl), recibirá 50.000 euros para las dotaciones de los locales cedidos de forma gratuita por la Junta de Castilla y León para ubicar su sede y su centro de actividades. En estos locales desarrollarán cursos de español, de apoyo educativo y de empleo, destinados principalmente a mujeres, menores y jóvenes de segunda o tercera generación de inmigrantes.

Por otra parte, la Federación de Asociaciones Búlgaras de Castilla y León “Rey Simeón” percibirá 6.000 euros para la dotación de equipamiento de su sede, que está ubicada en un local cedido por la Junta de Castilla y León y que continuará con el acondicionamiento iniciado gracias a subvenciones concedidas en 2009 y 2010, que permiten mantener y mejorar los cursos de castellano e informática que se imparten, así como convertir el local en un centro cultural de encuentro y apoyo.

También se destina una subvención a la Asociación de Ayuda al Inmigrante (Asaín), por importe de 6.000 euros, para la adquisición de equipos informáticos para su local, cedido por el Ayuntamiento de Valladolid, que les facilite el acceso a la comunicación y a informaciones adecuadas a las necesidades de sus asociados y usuarios.

Estas ayudas se engloban dentro de las iniciativas de la Junta de Castilla y León para facilitar la integración de los inmigrantes que residen en la Comunidad, entre las que se encuentras las destinadas a favorecer su asociacionismo y a incentivar su incorporación a organizaciones vecinales, escolares, deportivas, de ocio, políticas, sindicales, empresariales y profesionales.

DEJA UNA RESPUESTA