La píldora del día después ya se dispensa en las farmacias españolas sin prescripción médica. Según el Ministerio de Sanidad, su objetivo es facilitar el acceso a la píldora a todas las mujeres que la necesiten, independientemente de su lugar de residencia y en el plazo necesario para garantizar su eficacia. Señala que de este modo, se pretende contribuir también a la reducción de embarazos no deseados, especialmente entre las jóvenes y las adolescentes, así como del número de interrupciones voluntarias del embarazo. También apunta a que el uso de la píldora del día siguiente debe circunscribirse únicamente a aquellas situaciones de urgencia que lo requieran, principalmente cuando fallen otros métodos anticonceptivos o en relaciones sexuales no protegidas.

Esta medida desde que se gestó, no ha sido bien recibida por el Consejo General de Colegios de Médicos de España, que considera que la píldora del día después es un medicamento y no se debe banalizar su consumo. Asimismo, manifiesta que debe ser el médico quien haga una valoración de su utilización en cada paciente, así como un seguimiento de su seguridad tanto a corto como a largo plazo, detectando a tiempo cualquier problema médico que pudiera presentarse con su empleo en determinados pacientes. Por último, añade que, a diferencia de los métodos anticonceptivos de barrera, la píldora postcoital no protege contra las infecciones de transmisión sexual.

También hoy se ha pronunciado a este respecto el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Juan José Güemes, asegurando que la puesta a la venta la píldora postcoital sin receta médica es una decisión tomada por parte del Ministerio de Sanidad y Política Social desde “una perspectiva más bien política” y “sin haber dialogado antes con las comunidades autónomas”. En este sentido, el consejero afirmó que esta medida “no tiene el respaldo ni de los profesionales sanitarios ni de los farmacéuticos” y que Sanidad “no ha querido explicar a las comunidades autónomas” el porqué de su decisión, a pesar de que, “en definitiva, sean una parte importante del sistema sanitario”.

DEJA UNA RESPUESTA