El presidente de la plataforma ‘No más mierda’, José Luis Ordóñez, ha sufrido una pintada en la fachada de su vivienda en Fuentepelayo en la que se le califica como “terrorista del Grapo”.

El principal responsable de la plataforma vecinal calificó la pintada de “calumniosa” y de “extrema gravedad”, en declaraciones recogidas por Ical, mientras que Ecologistas en Acción condenó “la intimidación y presiones” que está recibiendo Ordóñez y solicitó a la Justicia y a la Guardia Civil que investigue al “autor o autores” de este hecho.

“Esta actuación intimidatoria y deplorable se produce en el marco de las denuncias contra una empresa de esta localidad que ha vertido gran cantidad de residuos sin tratar al campo, con la contaminación que esto podría suponer. Este proceder de la empresa está ahora mismo en los tribunales”, relató la organización ecologista, que abundó en que “las autoridades deben proteger a la ciudadanía y en concreto a a los activistas medioambientales que como José Luis Ordóñez denuncian actuaciones ilegales contra el medio ambiente”

Valoración de Izquierda Unida

Desde IU Segovia han manifestado su “firme apoyo y solidaridad” a José Luis Ordóñez y ha condenado  “enérgicamente este acto deplorable que se suma a una serie de prácticas intimidatorias y de presión que se han venido desarrollando en las últimas semanas por las denuncias que la movilización ciudadana ha presentado contra la planta de compostaje de Fuentepelayo”

En la tarde anterior, afirma IU, José Luis Ordóñez acompañado del coordinador provincial de la formación, José Ángel Frías, estuvo buzoneando por las calles del municipio para dar a conocer a los vecinos una charla coloquio organizada por IU Segovia para este próximo sábado en la localidad. Entre las 16.00 y las 18.00 estuvieron repartiendo folletos informativos y charlando con distintas personas, vecinos y vecinas de la localidad, que mostraron su agradecimiento por el interés y preocupación hacia el municipio.

Durante ese periodo de tiempo, asegura IU,  “ambos se sintieron vigilados y observados por los que al parecer son empleados o familiares de los dueños de la planta de residuos. A pesar de la tensa e incómoda situación, ninguno pensó que se llegaría a acciones como la que hoy denunciamos”

Foto: Pintada en la fachada de la casa de José Luis Ordóñez