El Palacio de Quintanar inaugura el viernes la exposición ‘A la sombra del árbol’ de la segoviana Marina Llorente. La muestra continúa de esta manera la iniciativa de 2011 con ‘Un árbol para todos’.

En esta ocasión, el centro de innovación para el diseño y la cultura de la Junta de Castilla y León acogerá, hasta el 31 de enero de 2016, una exposición en la que la  artista eleva las mondas de patata a la categoría de arte. Y es que los principales elementos de ‘Estímulo y respuesta’ son mondas de patata convertidas en delicadas esculturas de bronce patinado, todas ellas acompañadas de su perspectiva diédrica (representaciones sobre el plano).

Por medio de estos elementos, Llorente consigue conformar una “provocadora y sugerente exposición con la que es capaz de representar el movimiento y las formas que se generan al mondar una patata”, “desarrollando en su desprendimiento una espiral jugosa, alargada y elástica, que va mostrando, alternativamente, parte terrosa y parte carnosa, para adoptar finalmente una interesante forma”, en palabras de la propia autora.

La artista segoviana destaca la variedad de formas y movimiento que generan las mondas y que le ha llevado a inmortalizarlas en bronce pero también –para comprender sus cualidades estéticas y para su estudio analítico- a dibujarlas con el sistema de representación más objetivo: el diédrico. Una dedicación que le ha aportado llamativos resultados.

“En comparación con la fuerza de la escultura en bronce, la baja intensidad de la línea a lápiz hizo que trasladase los dibujos al grabado calcográfico buscando, de esta forma, un mayor equilibrio entre las dos representaciones artísticas”, explica Llorente.

Una artista consagrada

Marina Llorente (Segovia, 1950) actualmente desarrolla su actividad artística tanto en Madrid como en Segovia, estudió arte en la Escuela Superior de Bellas Artes de San Fernando. Aunque su formación en pintura se cimentó los años 1970 y 1985, cuando obtuvo las licenciaturas en ‘Pintura’ y ‘Grabado Calcográfico’, respectivamente.

Su nombre figura en la ‘Historia del Grabado en España’, de Antonio Gallego, y ha participado en diversos talleres de estampación como el ‘Smitsonian Institute’, de Estados Unidos. Durante el curso 1972-73 obtuvo la Beca de Creación Artística de la Fundación Juan March y, posteriormente, desde 1989 a 1991, colaboró como ilustradora en la revista ‘Saber Leer’, también de la Fundación Juan March. Todo ello unido a las numerosas exposiciones, tanto individuales como colectivas, en las que ha participado a lo largo de su carrera.