El presidente de Internacional Airlines Group (IAG), Antonio Vázquez, afirmó este martes en Segovia que la compañía Iberia está donde ellos querían. “Es una historia de éxito” tras fusionase con British Airways porque “se hizo bien el abecedario” poniendo al consumidor y la marca por encima de todo. El futuro pasa por el mercado asiático porque es “donde se sabe que hay peces”, dijo a los empresarios segovianos que asistieron a la jornada ‘Marca y Talento. Pilares del éxito internacional’, en la IE Universidad, organizado por Caja Rural Caja Viva y la Federación Empresarial Segoviana.

El presidente de AIG expuso que es clave “conjugar e interiorizar” por parte de las empresas el trinomio que forman marca, talento e internacionalización. Un trinomio que también aplicó a su llegada definitiva al sector de las líneas aéreas, en 2009, al asumir la gestión de Iberia “en la recta final del plan de estabilidad” para la privatización de la compañia.

Antonio Vázquez destacó que en el momento de la fusión de Iberia y British Airways, las dos empresas estaban “en una mala situación” a la que le han dado la vuelta, multiplicando casi por cinco la facturación, pasando de 3.500 millones de euros en 2011 a los 23.000 millones de euros en 2016, con 100 millones de pasajeros al año y 70.000 puestos de trabajo.

Compañías independientes

Las clave de esta historia de éxito, aseguró el presidente de IAG, fue que no sólo se asumió la reestructuración y recuperación financiera de la compañía sino también todo lo relacionado con el producto y los servicios al cliente”, para ir más allá de ser sólo “una compañía industrial”. Para Vázquez, fue fundamental “cambiarlo todo hasta la imagen visual de los aviones”.

El presidente de International Airlines Group afirmó que siguen siendo fieles a la filosofía del éxito del holding con una confianza “a muerte en el poder de la marca”. Vázquez remarcó que su modelo corporativo es “un portfolio de marcas”, donde cada “compañía es independiente”. En su opinión, es tan sencillo como que cuando llega una aerolínea “se enchufa y empieza a beber de la fuente del grupo” y se crean sinergias, bajo un modelo de buenas prácticas que “envuelve a todo el grupo”.

Es el modelo con el que actualmente operan los grupos Iberia y British Airways, con cada una de sus lineas participadas y franquiciadas, Vueling y Aer Lingus. El máximo responsable de IAG explicó que buscaron el nombre más feo que encontraron para el grupo para tener la certeza de que no lo iban utilizar nunca y dar todo el protagonismo a las marcas.

Antonio Vázquez remarcó ante los empresarios segovianos que el sector aeronáutico está en crecimiento y está muy fragmentado porque no hay ningún operador que llegue al 10 por ciento de la facturación total.

A las compañías aéreas les condicionan muchos factores como el terrorismo, la inestabilidad de Oriente Medio, el clima o las variaciones del combustible. Además de exigir “grandes inversiones” con un margen de beneficios “muy bajo”, en una industria “extremadamente regulada”. Con este panorama, afirmó Antonio Vázquez, donde al viajero sólo le importa la hora y el precio, hay que saber “diferenciar el producto.

Mercado asiático

El presidente de AIG marcó como reto de futuro la conquista del mercado asiático, citando los datos de dos informes de calado internacional. Vázquez recordó que para 2040 se espera que el Producto Interior Bruto (PIB) de los siete países emergentes, el llamado E-7, será el doble que el PIB del G-7, de los países más ricos en este momento. La lista de las 10 potencias más importantes del mundo estará formada por China, India, Estados Unidos, Indonesia, Brasil, Rusia, México, Japón, Alemania y Reino Unido. Los países occidentales, resumió Vázquez, pierden su hegemonía.

El segundo factor clave es dónde estará la riqueza. Antonio Vázquez aseguró que, en 2050, habrá 6.000 millones de habitantes en zonas urbanas y donde más crecerá será Asia, India, Nigeria y Pakistán. Además, según estas previsiones internacionales, el 59 por ciento del gasto estará en Asia, con 1.000 millones de personas que entrará a formar parte de la clase media, lo que supone el 90 por ciento del global. “Si hay que pescar donde hay peces”, resaltó Antonio Vázquez, “ya sabemos por donde va a ver peces”.

Empresas globales

El presidente de AIG dejó claro a los empresarios participantes en esta jornada ‘Marca y talento’ que las empresas locales “hace muchos años que ya no existen” porque en cuanto pones tu producto en Internet “ya estás en el mundo”. Para Vázquez, la internacionalización “ya no es una opción” sino “el absoluto”, porque “nacional y exportación ya no son dos mercados distintos” y así lo tienen que asumir los empresarios.

En pleno siglo XXI, resumió Antonio Vázquez, todo el mundo asume que los “hábitos de consumo”, porque se compra “estés donde estés” y la logística ya no es un problema porque se mueve cualquier producto en dos o tres días, con costes “casi inapreciables”. Para el empresario española, con la oferta globalizada, “si todos hacemos lo mismo”, la clave para triunfar es apostar por apostar por la marca.