El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Castilla y León ha condenado al Ayuntamiento de Segovia a repetir la oposición a la plaza de coordinador de actividades culturales, adscrito a la concejalía de cultura,  y a abonar las costas del proceso. El actual coordinador, José Antonio Gómez Municio, aprobó la oposición hace poco más de un año mediante un concurso público que fue impugnado por uno de los candidatos.

En el Pleno municipal de agosto de 2015, el Grupo UPYD Centrados en Segovia presentó un ruego en el que pidió que la contratación de Gómez Municio se suspendiera temporalmente hasta la resolución del recurso potestativo de reposición presentado por uno de los candidatos contra el decreto de alcaldía que nombraba funcionario interino a Gómez Municio para prestar servicios de coordinador a la concejalía de cultura. Finalmente, tomó posesión de su plaza en el mes de noviembre pasado.

El portavoz de UPYD Centrados en Segovia, Cosme Aranguren, recordó hoy que el objetivo de su ruego en el Pleno de agosto de 2015 fue “evitar los costes para el Ayuntamiento” y aunque reconoció que el funcionario “ha trabajado perfectamente durante este tiempo”, dijo “ahora habrá que destituirle o cesarle para convocar la plaza otra vez lo cual puede crear un trastorno para el Ayuntamiento”, explicó.

El Grupo Municipal de Ciudadanos también valoró el resultado de la resolución judicial que refrendó el dictamen del juzgado de la contencioso administrativo de Segovia. La portavoz de la formación naranja, María José Orejana confirmó que desde su grupo municipal “exigiremos responsabilidades políticas” en el próximo Pleno.

Orejana afirmó, además, que por parte del equipo de Gobierno municipal “no hemos recibido información esclarecedora, otra muestra más de la falta de transparencia de este Ayuntamiento” y recalcó que “no es la primera vez que existen problemas con las oposiciones porque ya los hubo con la de bomberos”, dijo.

Consideró también Orejana que los segovianos “nuevamente salen perjudicados económicamente por litigios” y que la gestión de las actividades culturales de la ciudad “quedará paralizada puesto que deben convocarse nuevas oposiciones”, concluyó.

Foto: Imagen del pleno del mes de agosto de 2015/segovia.es