La alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, acusó este jueves a “algunos” portavoces de los grupos políticos municipales de “deslealtad” y de “ir en contra de los intereses de la ciudad” por sus “medias verdades y falsedades” sobre el edificio CIDE del Círculo de las Artes y la Tecnología (CAT), y por dar continuamente “informaciones negativas” que pueden estar frustrando algunas gestiones importantes para Segovia.

Luquero argumentó que el empeño de algunos portavoces de “hablar siempre negativamente” de este edificio “no está contribuyendo mucho a mejorar las circunstancias” que rodean el trabajo, que vienen realizado ella como alcaldesa de Segovia y el concejal de Desarrollo e Innovación con “distintas empresas” para dar al CAT “un contenido lo mejor posible para aportar desarrollo económico a la ciudad”.

Clara Luquero afirmó con rotundidad que estar emitiendo, “permanentemente, informaciones negativas” sobre el CAT “puede estar frustrando algunas gestiones importantes para la ciudad” aunque los concejales de la oposición “no lo saben” pero “lo podían prever” porque están actuando “con poca sensatez y poca lealtad” con los ciudadanos a los que representan.

La alcaldesa de Segovia les acusa a deslealtad hacia los intereses de la ciudad porque lo más razonable es “situarse en el ahora” para resolver que tienen “un edificio inacabado”, y hay que hacer “el esfuerzo de concluirlo” para que “el contenido le aporte a la ciudad” y no dejar que el edificio del CAT siga “degradándose y deteriorándose y que no tenga utilidad nunca”.

La alcaldesa de Segovia quiso dejar claro que en el edificio del CAT se han invertido algo más de ocho millones de euros y quedan otros tres millones para concluirlo que es “un precio razonable” dentro de este tipo de proyectos ya que la Biblioteca Pública costó 12 millones de euros y la nueva sede del INSS y la Tesorería de la Seguridad Social “fueron 19 millones”.

Luquero dijo que no admite más comentarios “sembrando dudas” porque todo está “totalmente justificado” y en el CAT tuvieron “la desgracia” de que la constructora (Volconsa) quebrara en medio de la crisis y ahora es de sentido común “acabar el edificio, llenarlo de empresas y que cree empleo”.

Además, la alcaldesa de Segovia argumentó que la cuantía prevista para el CAT este año es de 500.000 euros frente a los 2 millones de euros que se van a invertir en la mejora y adecuación de las calles de los barrios y pidió a la oposición que deje de decir “medias verdades y falsedades” en las que se mezcla todo para “hacer comulgar a los ciudadanos con ruedas de molino”