La aplicación que la Gerencia de Salud de La Junta de Castilla y León está haciendo  de la reforma de la orden que establece el funcionamiento de las bolsas de empleo de personal sanitario es, según el Sindicato CSI-F ” torticera” e “inaceptable”

Según CSI-F se “está relegando y perjudicando  gravemente a la enfermera generalista, frente a la especialista de nueva titulación” Por ello, el Sindicato ha presentado 2.900 firmas recogidas en todas las provincias de la Comunidad, contra el método de contratación de enfermeras que está llevando a cabo la Gerencia, a la vez que exige al Ministerio que realice las pruebas de homologación de las nuevas especialidades, previstas para las enfermeras generalistas.

Además, CSI-F lamenta que desde el Ministerio no se estén convocando las pruebas que permitan a la enfermera generalista homologarse con las actuales especialidades, incorporadas al sistema recientemente. El sindicato CSI-F denuncia la aplicación “torticera” de la reforma del artículo de la Orden SAN/475/2014, de 29 de mayo; e insiste en  que “no se puede sustituir al personal interino que ya se encuentra en la bolsa por otro con especialidad, en las plazas que no están reconocidas en las plantillas orgánicas como plazas de especialista, lo que supone un agravio injusto e inaceptable para muchos profesionales”.

CSI-F denuncia “la discriminación que se produce hacia el personal de enfermería generalista, que actualmente realiza su labor profesional en plazas que no tienen reconocida la especialidad, pero que el trabajo que desempeñan es similar al que puedan realizar el personal con dicha especialidad en dichas plazas.

Foto: Representantes del sindicato CSI-F instantes antes de presentar en Valladolid las firmas contra el método de contratación de enfermeras/CSI-F