En una campaña de concienciación y vigilancia, la Guardia Civil de Tráfico intensifica durante la jornada de este jueves día 1 los controles en las carreteras de Castilla y León, especialmente sobre el uso del cinturón de seguridad y sistemas de retención infantil, y el adecuado estado de los neumáticos de los vehículos, de cara a la vialidad invernal.

Cinturón de Seguridad. Durante el año 2014, uno 30% de los fallecidos en accidentes de tráfico de turismos, furgonetas y camiones en las carreteras de Castilla y León no hacían uso del cinturón de seguridad o sistemas de retención infantil, entre ellos un menor de doce años.

Neumáticos

Los neumáticos constituyen el único y decisivo contacto del vehículo con la carretera. Son los encargados de asegurar la adherencia en el empuje, en la frenada y en el deslizamiento lateral, la dirección del recorrido del vehículo deseada por el usuario  y la amortiguación de las imperfecciones del pavimento.

Su adecuado mantenimiento y correcta utilización resultan fundamentales para lograr una mayor seguridad vial. Aproximadamente un 5% de los vehículos, más de un millón, circulan con defectos graves en las ruedas, principalmente, por llevar una profundidad del dibujo por debajo del mínimo legal de 1,6 mm., tener un desgaste irregular debido a una mala suspensión, una alineación incorrecta, o una presión inadecuada.