El escándalo de los últimos días le ha pasado factura a Alfonso Reguera.

Este 27 de junio ha presentado su carta de dimisión a la Alcaldesa de Segovia. En ella, agradece a Clara Luquero la “confianza y honestidad con la que siempre me has tratado” reconociendo que, precisamente, ese apoyo es “lo que te llevó a no aceptar la dimisión que te presenté el pasado lunes 25 de junio”.

Por eso, Reguera ha tomado la delantera renunciando a su acta como Concejal del Ayuntamiento de Segovia.

Asegura en su misiva que “es lo mejor para todos” y califica de “incidente menor” lo ocurrido, al tiempo que argumenta que lo sucedido no debe tapar la “magnífica actuación” realizada en los últimos años.

“Somos socialistas y la cultura de nuestro partido hace que a diferencia de otros asumamos nuestros errores”, admite Reguera, quien añade que eso le ha llevado a tomar las medidas necesarias “para impedir que el desliz de una persona afecte al resto”.

Aprovecha también para valorar la gestión realizada en los últimos años. “Nada que ver el Ayuntamiento del 2015 con el del 2018”, dice, “lanzado hacia el desarrollo de las ciudad, retomados todos los programas con sus cuentas saneadas, sin incertidumbres más allá de las normales en cualquier administración local”.

Reguera también vierte palabras de agradecimiento a sus compañeros, sobre todo, por “el apoyo en momentos difíciles, por las renuncias que habéis hecho durante los años duros sin plantearos, ni por un segundo, renunciar a los proyectos y luchando por su financiación día a día y hora a hora”.

Además, lanza un mensaje de igualdad, con unas líneas dedicadas especialmente “a las chicas de este equipo”. “En una ciudad que quiere ser ejemplo de igualdad, de convivencia y de equidad, vosotras sois junto con la alcaldesa quienes estáis removiendo los cimientos de ese machismo estático, oculto, pero siempre acechante”.

Por último, afirma que “hay que seguir trabajando para cambiar esta ciudad” y que “es el momento del futuro”.